miércoles, 7 de julio de 2010

Escenarios...







Maese apura la mañana buscando un último lirón que llevarse a los dientes, despues se retirará a lo fresco. Escondido, a poca distancia, inmóvil, invisible, otro carnívoro sigue las evoluciones del raposo, lo observa atento, para matarlo. Simple, legislado en el monte, eliminar un competidor.

3 comentarios:

francisco dijo...

Qué pasada de escena... se me ponen los pelillos de punta!

gracias por compartila con nosotros

Anónimo dijo...

Impresionante, te superas por momentos Aquilino. Me adhiero a las gracias del comentario anterior.

Anónimo dijo...

Espectacular foto del rey de Sierra Morena!! y espectacular tu descripción.
Una vez más gracias...tac